X
Menu
X

Diagnóstico y Autodiagnóstico

La Degeneración Macular Asociada a la Edad (DMAE)

Diagnóstico y Autodiagnóstico

Diagnóstico por la imagen

Existen distintos instrumentos que, gracias a la elevada capacidad de resolución de las imágenes, pueden identificar incluso los cambios más precoces a nivel de la retina, predictivos de una degeneración macular.

Entre las principales pruebas a efectuar en caso de control o presencia de factores de riesgo se encuentran:

  • Las fotos en color y la autofluorescencia del fondo ocular
  • El examen OCT: tomografía de coherencia óptica
  • La angiografía con fluoresceína sódica
  • La angiografía con verde de indocianina, en caso de ser necesaria.

Todas estas pruebas las puede solicitar el oftalmólogo cuando haya necesidad de ello.

En una persona con degeneración macular seca puede bastar una revisión anual, mientras que en una persona con degeneración macular húmeda las revisiones deberán ser menos espaciadas, pudiendo ser incluso mensuales. Sin embargo, no existe una programación predeterminada para las revisiones: es el oftalmólogo quien, tras un examen adecuado, establecerá cuándo hacerlas, incluso también en función de la aparición de nuevos síntomas que la persona pueda manifestar.

Todas las pruebas mencionadas son procedimientos ambulatorios. Antes de la revisión se suministra un colirio para dilatar la pupila (a veces para la OCT puede no ser necesario) y se procede a la visita.

 

» Autofluorescencia del fondo ocular

Autofluorescencia de un fondo ocular normal

Autofluorescencia de un fondo ocular normal - Fotografía de R. Terrana

 

La Autofluorescencia facilita datos sobre los cambios a nivel macular, en particular los cambios más precoces que llevan al desarrollo de la fase avanzada de la degeneración macular seca. Por ejemplo, puede indicar dónde se encuentra la zona de afectación y cómo es de grande.

Tras haber dilatado la pupila con un colirio, se sienta al paciente en una banqueta, con el mentón y la frente apoyados en los soportes de la máquina. Se capturan las imágenes, como si se tratase de sencillas fotografías, en pocos minutos.

La luz proyectada puede molestar al principio, pero se trata de un examen no invasivo, indoloro y fácil de realizar.

En los pacientes con cataratas la calidad de las imágenes es peor y, si la catarata está muy avanzada, las imágenes obtenidas tienen escasa calidad y no siempre pueden servir.

Autofluorescencia de un fondo ocular con atrofia geográfica Del libro AMD Book [http://www.amdbook.org/]

Autofluorescencia de un fondo ocular con atrofia geográfica Del libro AMD Book [http://www.amdbook.org/]

 

 

 

» Tomografía de coherencia óptica (OCT)

OCT de una retina normal

OCT de una retina normal - Fotografía de R. Terrana

Se trata de una técnica de diagnóstico por imagen no invasiva e indolora, que permite obtener fotografías de alta resolución en pocos minutos.

También en este caso el paciente se sienta, apoya el mentón y la frente en los correspondientes soportes. Hay que intentar quedarse quieto mientras se obtienen las imágenes.

A lo largo del tiempo, esta prueba ha ido teniendo más importancia, no solo en el diagnóstico y en el control de la degeneración macular asociada a la edad (DMAE), sino también, en casos de tratamientos ya en curso, para evaluar la evolución y la posible necesidad de repetir el tratamiento.

Tomografía de coherencia óptica (OCT)

Tomografía de coherencia óptica (OCT)

 

» Angiografía con fluoresceína sódica

Fluorangiográfia de un fondo ocular con DMAE húmeda

Fluoroangiografía de un fondo ocular con DMAE húmeda - Fotografía de R. Terrana

Consiste en inyectar, por vía intravenosa en el brazo, un colorante: la “fluoresceína”. Es fundamental señalar que no se trata de un medio de contraste, sino sólo de un colorante, que tiñe de amarillo incluso la orina.

Antes de empezar la fluorangiografía se le da al paciente una hoja de consentimiento informado para que la firme, donde se explican todos los posibles acontecimientos que pueden aparecer tras la prueba. De hecho, algunas personas pueden ser alérgicas o intolerantes a la fluoresceína. Si existe una tendencia a las alergias y la prueba sigue siendo indispensable, se receta una profilaxis corticoidea antes de la inyección del colorante. Tras la inyección en el brazo, el paciente permanece sentado y el operador fotografía los vasos de la retina en los que pasa el colorante en los distintos momentos.

La duración de la prueba es variable y depende de la patología: las primeras fotos se obtienen en los primeros 5-10 minutos. Si son necesarias imágenes en momentos posteriores, se hace salir al paciente y volver a entrar tras el tiempo que se haya calculado. La duración global no supera los 60 minutos.

La dilatación preliminar de la pupila es necesaria para una buena calidad de la imagen pero si la visión borrosa ligada al suministro del colirio para dilatar la pupila se alarga más que la duración de la prueba, esto no tiene por qué preocuparle, es normal.

Los casos en que es indispensable la ejecución de la fluorangiografía se han reducido drásticamente tras la implantación del uso del OCT. Sin embargo, la angiografía es fundamental para poder visualizar los nuevos vasos formados en la degeneración macular asociada a la edad (DMAE) de tipo húmedo.

 

 

» Angiografía con verde de indocianina

Se lleva a cabo mediante la inyección de un colorante por vía intravenosa: para las personas que no son alérgicas al marisco, se usa la indocianina (contiene yodo), para aquellos que son alérgicos al yodo, se usa la infracianina.

En los últimos años ha perdido la importancia fundamental que tenía anteriormente en la gestión de la degeneración macular asociada a la edad (DMAE) de tipo húmedo. Cuando existían algunas terapias para el tratamiento de la degeneración macular y era fundamental definir las dimensiones precisas de la lesión, a menudo podía comprobarse solo mediante la ejecución de una angiografía con verde de indocianina.

Tras la introducción de la terapia mediante inyecciones intravítreas ya no es necesario definir los márgenes de la lesión y, por tanto, el uso de este examen ha disminuido, aunque siga siendo indispensable para determinados tipos de problemáticas y sea siempre útil para completar el encuadre diagnóstico en otras.

Angiografía con verde de indocianina de un fondo ocular con DMAE exudativa antes y después de la terapia con anti-VEGF

Angiografía con verde de indocianina de un fondo ocular con DMAE exudativa antes y después de la terapia con anti-VEGF - Fotografía de R. Terrana

Autodiagnóstico

Es fundamental tener la posibilidad de un autodiagnóstico rápido sobre la posible presencia de la degeneración macular asociada a la edad (DMAE), ya sea para personas que quieran controlar el progreso de la patología o para quienes no la han desarrollado pero tienen factores de riesgo.

Típicamente, los primeros síntomas de la enfermedad en fase declarada son la presencia de un escotoma o la distorsión de las líneas en la rejilla de Amsler.

La palabra escotoma deriva del griego (skotos = oscuridad) e indica la presencia de una mancha en el campo visual.

dmre-diagnostico-07

Representación de la percepción de un escotoma

 

En correspondencia con esa mancha se puede presentar una reducción de la visión (escotoma relativo) o la ceguera completa (escotoma absoluto).

dmre-diagnostico-08

Campímetro

 

En el examen del campo visual, el escotoma se representa gráficamente como una zona negra que puede mostrar distintas localizaciones (periférica o central). Normalmente los pacientes no lo notan si no afecta a la visión central. Puede ser “negativo” cuando no se perciben las imágenes fijadas debido a una mancha oscura, y “positivo” cuando se percibe una mancha de luminosidad y color variable, que se proyecta sobre las figuras fijadas y no permite su visualización.

Las causas pueden ser distintas y se refieren a distintas estructuras del ojo; las razones principales por la que puede aparecer un escotoma son:

  • patologías de la mácula entre las cuales, ante todo, la degeneración macular senil
  • migraña
  • desprendimiento de retina
  • alteraciones del nervio óptico (glaucoma) o de las vías ópticas a distintos niveles
  • problemas vasculares
  • cataratas (opacidad del cristalino)

 

El campo visual es el examen instrumental que permite diagnosticar los distintos tipos de escotoma y que da información sobre la visión central y sobre la visión periférica. El paciente que se queja habitualmente de este problema, debe informar de la duración y de la frecuencia de la molestia.

La metamorfopsia es una molestia visual que consiste en la visión de objetos deformados, o que aparecen más pequeños o más grandes de lo que son en realidad. Puede aparecer en personas con patologías de la retina. La visión queda tan distorsionada que las líneas rectas de cualquier tipo (como por ejemplo en el caso de rejas, librerías, dinteles de puertas y azulejos) aparecen onduladas, rotas o interrumpidas.

La rejilla de Amsler es un test sencillo que puede realizarse cómodamente, incluso en casa, y de forma periódica, para verificar la posible presencia de metamorfopsias.

 

» Rejilla de Amsler

La rejilla de Amsler (del nombre de su creador, el Dr. Mark Amsler) es un test válido de cribado para el diagnóstico precoz de las enfermedades de la retina.

Con esta sencilla prueba es posible identificar precozmente distintas patologías que afectan al centro de la retina, la mácula, como la degeneración macular asociada a la edad (DMAE) y el edema macular en la retinopatía diabética. También es útil para hacer un seguimiento de las modificaciones en la visión después del tratamiento.

Con la rejilla de Amsler se evalúa cada ojo por separado. Esto ayuda a identificar los síntomas visuales que pueden estar presentes sólo en un ojo.

Instrucciones para el uso de la rejilla de Amsler:

Póngase, si es el caso, sus gafas de leer. Mantenga la rejilla a una distancia de lectura normal, a unos 30 cm de los ojos. Cubra el ojo izquierdo con la mano. Con el ojo derecho, que ha quedado descubierto, fije la vista en el puntito negro situado en el centro de la rejilla. Mire, manteniendo la mirada fija en el centro, el resto de la rejilla, valorando si las rayas que lo forman están todas ellas rectas o hay alguna alteración. Repita la prueba con el ojo izquierdo descubierto y el ojo derecho cubierto, para valorar la funcionalidad de ambos ojos y notar mejor las posibles diferencias entre ambos ojos.

dmre-diagnostico-09

La rejilla de Amsler original, tal y como la desarrolló el Dr. Mark Amsler en 1947, consta de líneas blancas sobre fondo negro.

Con una agudeza visual de menos de 20/50, las alteraciones de la visión central asociadas a patologías degenerativas resultan más fácilmente identificables mediante el uso de esta rejilla con fondo negro.

dmre-diagnostico-10

La variante de fondo negro con rayas rojas (Amsler Rojo) permite identificar las deformaciones subjetivas en presencia de alteraciones de la retina externa, del epitelio pigmentario de la retina y de los conos centrales, implicados más a menudo en las maculopatías asociadas a la edad.

El uso de esta variante de la prueba clásica tiene una justificación científica, sobre todo para aquellos pacientes afectados por patologías reumáticas (lupus, artritis reumatoide) en tratamiento con fármacos que contienen hidroxicloroquina.

dmre-diagnostico-11

Algunas personas pueden manifestar una sensibilidad más elevada a una versión con rayas amarillas sobre fondo azul: esta rejilla puede utilizarse para revelar una amplia gama de anomalías de la función visual, incluidas aquellas asociadas a alteraciones en la retina, en el nervio óptico y en la glándula pituitaria.

dmre-diagnostico-12

El resultado del test es normal si:

  • Todas las líneas de la rejilla aparecen rectas
  • Todos los cuadraditos son de la misma forma y medidas
  • La retícula no parece torcida de ninguna manera

Consulte inmediatamente a su oftalmólogo si nota uno de los siguientes síntomas

  • Faltan una o más líneas
  • Las líneas aparecen distorsionadas u onduladas, o se mueven
  • Aparece una mancha oscura en una parte de la rejilla

Usamos cookies propias no intrusivas y de terceros para darle acceso a todas las funcionalidades. Haga click en 'Aceptar' para permitir su instalación. Más información

En este sitio web usamos cookies propias no intrusivas y de terceros para darle acceso a todas las funcionalidades. Si quiere conocer qué cookies usamos y como configurar su aceptación en función del navegador que usa, visite nuestra página Política de cookies.

Cerrar